sábado, 13 de septiembre de 2008

Ganaron los Murciélagos !

Todavía no alcanza. La Selección Argentina de Fútbol 5 sala para Ciegos ganó su segundo partido en los XIII Juegos Paralímpicos Beijing 2008. En esta ocasión, derrotó a Corea por 1-0 con gol de Iván Figueroa, en un encuentro disputado en el Campo Olímpico de Hockey. Sin embargo, todavía ni la posición en la tabla ni los goles les alcanzan para estar en la gran final.
Debían ganar y ganaron, pero no todo lo que brilla te acerca al oro. La Selección Nacional de Fútbol 5 sala para ciegos tenía la obligación de ganar su cuarto partido en estos XIII Juegos Paralímpicos Beijing 2008 para mantener la mínima chance de disputar la final y la medalla de oro de esta disciplina, no solo por los resultados propios sino por la combinación de los finales de la jornada.
Pues bien, Argentina le ganó 1-0 a Corea con gol de Iván Figuero a los 8’ del primer tiempo. La idea inicial del entrenador nacional, Gonzalo Vilariño, de jugar con tres delanteros (SilvioVelo, Iván Figueroa y Lucas Rodríguez), junto a Eduardo Díaz en la defensa y Gonzalo Abbas en el arco, dio resultado en el marcador final pero no en el objetivo.
El coach pretendía un equipo más contundente en la red para engrosar los goles a favor, en caso que Los Murciélagos necesiten de esta instancia para llegar a la final. Sin embargo, y en este aspecto, los argentinos están en deuda, pese a que nunca fueron un equipo goleador, como sí lo es Brasil, por ejemplo.
Así, y de acuerdo a los resultados de hoy (China 1-0 España; Brasil 5-0 Gran Bretaña), los chinos y los cariocas se llevan un punto de diferencia entre sí, siendo los locales los únicos lideres de la tabla de posiciones. Considerando que ellos se enfrentan en la última fecha, se cree o especula que empatarán amistosamente y que nuevamente cruzarán su fútbol en el partido más importante del miércoles 17 de septiembre.
Por eso, el único resultado de ese encuentro que le conviene a Argentina es una victoria oriental y abultada en el resultado, descontando que los albicelestes vencerán a los británicos en el primer turno, y que también deben hacerlo por una goleada fantástica, para llegar a la final y a pelear con los chinos por la medalla de oro. Si esto no sucede, Argentina no jugará la definición de un certamen después de más de seis años de estar en la ansiada final.